DESHIDRATACIÓN

El proceso natural de la deshidratación es una de las mejores maneras de conservar los alimentos por más tiempo sin perder su sabor. Al eliminar la mayor cantidad de agua posible de los ingredientes, se logra preservar el valor nutricional manteniendo su sabor bien concentrado.

¿CÓMO ES EL PROCESO DE DESHIDRATACIÓN?

  • Una vez cultivados, los ingredientes son transportados a nuestras plantas de deshidratación.
  • Antes de comenzar el proceso, los ingredientes son lavados cuidadosamente. En esta etapa aún conservan el 95% de su agua.
  • Una vez cocinados, pasan por un proceso de secado dejando su nivel de agua por debajo del 5%.
  • Luego, éstos son triturados para formar escamas. Estas escamas pueden ser mezcladas con otros ingredientes deshidratados dependiendo del producto final, tal como el ajo, la cebolla o la sal.
  • Por último, el producto es empaquetado y está listo para ir a las cocinas de los restaurantes.
Conocé más sobre el proceso haciendo click acá

Conocé más sobre el proceso haciendo click acá

Click acá

BENEFICIOS

  • Al ser deshidratado en su momento de madurez, asegura su máxima calidad.
  • Alarga la vida útil del producto, manteniendo sus nutrientes y su sabor.
  • Es fácil de almacenar, transportar y manipular.
  • Tienen la posibilidad de ser rehidratados en un instante.

¡Conocé nuestra planta de deshidratación en Mendoza!