mucho más frescos durante algunas temporadas, sino también porque los cambios meteorológicos hacen que se nos antojen algunas cosas más que otras. ¿Quién no ama tomar una sopa caliente durante un día lluvioso o un helado durante el calor del verano?

#1. Gazpacho con base de tomate

La popularidad de este clásico de la cocina española se debe a su increíble sabor, lo fácil que es de preparar y lo refrescante que puede ser durante un día caluroso. Es un plato cargado de historia, cuya receta pasa (y varía) de generación en generación. ¿Te gustaría probarla?

Necesitás:

  • 85g. Base de tomate deshidratado Knorr.
  • 1L de agua.
  • 75g de morrón rojo.
  • 100g de morrón verde.
  • 1 diente de ajo.
  • 100g de pepino.
  • 120 ml de aceite de oliva (100 para la prepación y 20 para decoración).
  • Pimienta al gusto.
  • Sal al gusto.

Preparar el gazpacho es tan fácil como trocear todos los ingredientes y colocarlos en una licuadora durante algunos minutos. Al terminar, pasá todo por un colador fino para eliminar la piel y las semillas. ¡Serví y refrigerá un par de horas antes de comer!

#2. Ensalada Waldorf

Esta jugosa ensalada se ha hecho un lugar en la alta cocina a nivel mundial, por su contraste de texturas y sabores. Es fácil prepararla y va bien en cualquier menú. ¿Lo mejor de todo? La combinación de mayonesa y manzanas hace de esta receta un verdadero deleite en el calor del verano.

Para prepararla, necesitás lo siguiente:

  • 1 y 1/2 taza de Mayonesa Suave Hellmann’s.
  • 1 y 1/2 taza de nueces.
  • 5 manzanas rojas.
  • 2 ramas de apio con sus hojas.
  • 3 cucharadas de azúcar.
  • 3 cucharadas de jugo de limón.
  • Sal al gusto.

Cortá los apios en trozos pequeños y reservalos. Cortá las manzanas en cubitos y colocalas en un recipiente con algo jugo de limón para evitar que se oxiden. Triturá las nueces. En un bol, mezclá bien la mayonesa con el resto del jugo, el azúcar y la sal. Por último, mezclá todos los ingredientes y refrigerá unos minutos antes de servir.

#3. Ensalada de tomates, cebolla y atún

Esta receta es perfecta para una cena rápida pero cargada de sabor. Requiere muy pocos ingredientes, es saludable y ayuda a combatir el calor. 

Prepararla es muy sencillo:

  • 2 tomates.
  • 1 o 2 cebollas.
  • 2 latas de atún.
  • Aceite, sal y vinagre al gusto.

Picá el tomate y la cebolla en cubitos. Mezclá con el resto de los ingredientes en un recipiente ¡y listo! Si preferís, podés cambiar el vinagre por jugo de limón para un sabor diferente.

#4. Ensalada de palta, gambas.

Tras esta fantástica mezcla de sabores se esconde una ensalada fresca y ligera, que le robará el corazón a más de uno. Gracias a su sencillez, puede acompañar una amplia variedad de platos o servirse sola. Su textura cremosa la hace particularmente buena para comer con tostadas.

Estos son sus ingredientes:

  • 2 paltas.
  • 150g de gambas cocidas congeladas.
  • 3 cucharadas de Mayonesa Suave Hellmann’s.
  • Jugo de limón al gusto.

Para empezar, descongelá las gambas. Luego, extraé la pulpa de la palta y cortala en cubos. En un recipiente, mezclá la palta, las gambas y las gulas con la mayonesa y condimentá con un poco de jugo de limón o, si preferís, salsa worcestershire.

#5. Crema de pepinos y yogurt griego

Debido a la impresionante cantidad de agua que almacena, el pepino es ideal para la temporada veraniega. Es ligero y aporta una textura única a las comidas. Si lo combinas con algo de yogurt griego ¡tendrás una crema verdaderamente increible!

Necesitás lo siguiente:

  • 2 pepinos.
  • 1/2 taza de yogurt griego.
  • 1/2 taza de Mayonesa Suave Hellmann’s.
  • 1/2 cebolla de verdeo.
  • 1/2 diente de ajo.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Aceite de oliva al gusto.

Lavá, pelá y trozá los pepinos, el diente de ajo y la cebolla de verdeo. Agregá los condimentos, el aceite de oliva y licuá todo con el yogurt griego. Si buscás un sabor más audaz, podés añadir un toque de menta a la mezcla. ¡Eso es todo!

#6. Carpaccio de tomate

El tomate es especialmente delicioso durante la época estival, tanto por su textura jugosa, abundante en agua, como por su aroma intenso. Esta receta combina lo mejor de la temporada en un plato rápido y sencillo, pero cargado de sabor.

Para prepararlo, necesitás:

  • 2 tomates grandes.
  • 1 lata de anchoas. 
  • 1/2 cebolla.
  • 6 pepinillos.
  • Tomillo, pimienta y aceite de oliva al gusto.

Cortá los tomates y los pepinillos en rodajas finas. Hacé lo mismo con las anchoas: cortalas en cubitos. En un plato, distribuí los tomates de forma que cubran toda la superficie. Repartí los pepinos y las anchoas por encima, y completá condimentando con el tomillo, el aceite y la pimienta.

#7. Calamares fritos

Si no crees que disfrutar del mar y sus frutos debería ser la norma durante el verano, ¡esta receta te hará cambiar de opinión! La carne del calamar ofrece una textura única y llena de oportunidades para innovar. Frito y acompañado con un dip a base de mayonesa especiada, el calamar se convertirá en el favorito de muchos.

Para preparar los calamares, necesitás lo siguiente:

  • De 8 a 12 calamares pequeños, cortados en aros.
  • Harina (suficiente para empanizar los calamares).
  • Jugo de 1 limón.
  • Sal y pimienta al gusto.

Para la salsa:

  • 2 tazas de Mayonesa Suave Hellmann`s.
  • 1 cucharadita de mostaza Dijon.
  • 1 cucharada de ajo (triturado o molido).
  • 1 vaso de yogurt natural, sin azúcar.
  • ½ cucharadita de azúcar.
  • 2 cucharadas de aceite de oliva.
  • 1 cucharadita de salsa inglesa (Worcestershire).
  • 1 cucharada de perejil.

Sazona los calamares con sal y pimienta a gusto y empanizalos. Freilos en aceite bien caliente hasta que adquieran un color dorado y una textura crujiente. Para preparar el dip, simplemente mezclá bien todos los ingredientes en un tazón y refrigerá unos minutos antes de servir. Por último, rocia algo de jugo de limón sobre los calamares. ¡A disfrutar!

#8. Mousse de mango y maracuyá

Un mousse, cargado de sabor y color, puede ser el postre perfecto para aquellos que aman caminar y comer durante las vacaciones. La textura del mango, sumada al potente sabor de la maracuyá es una combinación que no puedes perderte.

Prepararlo es rápido y sencillo. Necesitás:

  • 175g de Mousse sabor Chocolate Blanco Carte D’Or.
  • 100g de pulpa de maracuyá sin semillas fresca/congelada (sin azúcar ni conservantes).
  • 250g de pulpa de mango fresco.
  • 10g de azúcar.

Separá las semillas de la maracuyá y colocá la pulpa en un bowl junto a la de mando. Enfrialas en un freezer hasta que los bordes estén congelados. Esto es fundamental para que la mousse monte, no estaremos usando otro líquido. Colocar en el bowl de la batidora ambas pulpas de fruta y la premezcla de mousse. Batir 2 minutos a velocidad media y 6 minutos a velocidad máxima. Porcionar en envases o moldes y refrigerar en heladera un mínimo de 2 horas yen freezer 40 minutos.

#9. Milanesas de berenjena

La berenjena hecha milanesa es una excelente opcion para transformar a la suave berenjena en un bocadillo crocante, sencillo y divertido. Si las acompañás con salsa de tomate, queso y las gratinás un poco... ¡tendrás una explosión de sabor! Incluso los amantes de la carne apreciarán el sabor de este plato, perfecto con cualquier guarnición.

Necesitás: 

  • 2 berenjenas.
  • 2 huevos.
  • 100 g de rebozador Knorr.
  • 50g de queso parmesano.
  • 50g de queso mozzarella.
  • Salsa de tomate, sal y orégano al gusto.

Cortá las berenjenas en filetes y dejalas remojar en agua con sal durante 20 minutos, para eliminar el sabor amargo. Secalas bien antes de utilizar el rebozador en una mezcla del pan rallado (o harina) y orégano. Cuando estén listas, precalentá el horno a 180°C. Colocá las berenjenas en una bandeja para hornear, cubrilas con salsa y queso al gusto, y dejá gratinar durante algunos minutos antes de servirlas.

#10. Ensalada rusa

Esta ensalada es uno de los platos favoritos en Argentina, especialmente durante el verano, por su textura fría y cremosa. La ensalada rusa es muy fácil de preparar y no requiere ningún ingrediente extravagante para cautivar con su sabor. El secreto está en la mayonesa: mantiene bien la temperatura fría luego de refrigerarse, es suave y combina a la perfección con el resto de la preparación.

Estos son sus ingredientes:

  • 1 kg de papas peladas, cocidas y picadas en cubitos.
  • ½ kg de zanahoria peladas, cocidas y cortadas en cubitos.
  • 1 taza de arvejas cocidas al vapor.
  • 1 taza de tallos de apio finamente picados.
  • 1/2 cebolla blanca picada finamente.
  • Jugo de 1 a 2 limones.
  • 1 diente de ajo triturado.
  • 1 taza de Mayonesa Suave Hellmann’s.
  • 1 cucharada de cilantro o perejil finamente picado.
  • Sal al gusto.

Para prepararla, simplemente mezcla bien todos los ingredientes en un bowl para ensaladas y refrigerá hasta que esté listo para servir.