Alimentos sin gluten: sumá opciones sin TACC a tu menú

Te contamos cómo incorporar alimentos sin gluten en la propuesta de tu restaurante sin hacer grandes esfuerzos ni incurrir en costos extras.

En Argentina, se estima que 1 de cada 167 personas adultas son celíacas, mientras que en la niñez se calcula que es de 1 de cada 79, según el Ministerio de Salud de la Nación.

Además de quienes fueron diagnosticados como celíacos –condición que les impide ingerir harinas de trigo, avena, centeno y cebada–, también hay personas que eligen los alimentos sin gluten por otros motivos. Por eso, contar con opciones libres de TACC en la propuesta de tu restaurante puede atraer nuevos clientes. Para ello, hay varias cuestiones a tener en cuenta. 

Utilizar sólo productos sin TACC para tus recetas

Elaborar alimentos aptos para el consumo de personas con celiaquía comienza antes de la elaboración de un plato. El primer paso está en la elección y compra de insumos: todos deben contener el sello que los certifica como “Sin TACC” en su envase para tener la seguridad de que son aptos. 

La Maizena es una gran aliada para la elaboración de alimentos sin gluten. Algunas ideas: utilizala para preparar panqueques o rebozar milanesas, o para lograr salsas y rellenos más cremosos. Elegí Maizena para preparar, entre otros, panes, pizza, tapas para empanadas y masa para fideos.

Además, Knorr Professional cuenta con la Base de Tomate Deshidratado para tus fondos y salsas, los Caldos Granulados para elaborar sopas y las Escamas de Papa Deshidratadas para un puré sabroso y cremoso. Por su parte, Hellmann’s ofrece mayonesas y aderezos sin TACC para incorporar a tus preparaciones frías y calientes.

A la hora de elaborar postres ricos en pocos pasos, Carte D’Or ofrece la solución para preparar Tiramisú & Cheesecake, Crème Brulee, Mousse de Chocolate Blanco y Negro, y Crema Chantilly aptos.

Pensar platos creativos

Las carnes, las verduras y frutas y los cereales –en su estado natural, sin procesos– no contienen gluten. Por eso, elaborar platos formados por una proteína y una guarnición, o ensaladas (cuidando el uso de salsas y aderezos, por ejemplo, que también sean aptos) es la alternativa más simple para incorporar alimentos sin gluten en tu menú. Pero la idea es dar un paso más, diseñando recetas y platos más complejos que resulten atractivos. En UFS Academy podés encontrar recetarios para inspirarte.

Evitar la contaminación cruzada 

La contaminación cruzada se produce cuando ingredientes o alimentos sin gluten entran en contacto con otro que sí lo contiene. Es algo que debe evitarse en todos los espacios de guardado de la cocina –alacenas, heladera, depósito– y también en la mesada y al momento de la cocción. 

Durante la preparación de los platos, debés utilizar tablas, ollas y utensilios que sean exclusivos para los platos sin gluten.

Resaltar los alimentos sin gluten en la carta 

Una buena idea es ponerte en contacto con la asociación de celiaquía de tu ciudad para contar con su asesoramiento tanto a la hora de elaborar el menú como de presentarlo en la carta. Es importante que el consumidor pueda detectar con claridad qué platos son aptos para su consumo con una frase o con el logo “Sin TACC”.

También podés agregar un sticker con el símbolo en la vidriera del local. De esta manera, los potenciales clientes estarán al tanto de que en tu negocio ofrecen un menú apto para celíacos.

Capacitar al equipo

Es importante que tanto el equipo de cocina como el de atención al cliente esté capacitado en alimentación sin gluten. De esa manera, podrás evitar la contaminación cruzada y el consumidor tendrá más información en caso de realizar alguna consulta.