Los dips son cada día más populares como aperitivo en los restaurantes de todo el mundo. Son ideales para acompañar paneras por lo fácil de su preparación, su delicioso sabor y lo divertidos que resultan a la hora de comer. ¡Su consistencia los hace perfectos para sumergir alimentos en ellas y realzar el sabor de cualquier plato!

Si bien algunos de estos dips se pueden conseguir ya preparados, no hay nada que hable mejor de un restaurante que presentar dips frescos, hechos en la propia cocina del local. Su sabor es diferente y tenés libertad para experimentar con los ingredientes para conseguir resultados únicos que se adapten a los platos que ofrecés.

¿Querés algunas ideas? Aquí tenés 10 dips que podés empezar a preparar hoy mismo.

#1. Salsa tártara

Esta salsa es especialmente buena para usar como untable o dip debido a su consistencia espesa y llena de textura. Para prepararla necesitás:

  • 1 taza de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  • 1 cucharada de mostaza.
  • 1 cucharada de vinagre.
  • 1/4 de cebolla.
  • Alcaparras, aceitunas y perejil al gusto.

Preparación: Mezclá la mayonesa y la mostaza en un recipiente hasta que lográs una preparación uniforme. Una vez lista, cortá finamente el resto de los ingredientes y añadilos a la mezcla. Revolvé para integrar los sabores adecuadamente y dejá reposar todo por unas horas.

#2. Salsa golf

La suavidad de su base, preparada con mayonesa y salsa de tomate, hace que Golf sea un dip cremoso y versátil, espectacular para compartir mariscos, galletas y más. Estos son sus ingredientes:

  • 2 tazas de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  • 3 cucharadas de salsa de tomate.
  • 1/2 cucharadita de mostaza.
  • Algunas gotas de salsa inglesa.
  • Sal y pimienta al gusto.

Preparación: Colocá la mayonesa, la salsa de tomate y la pizca de mostaza en un bowl, y mezclá hasta que esté uniforme. Sin dejar de mezclar, añadí las gotas de salsa inglesa junto con los condimentos para lograr el sabor deseado. 

#3. Salsa andaluza

Esta salsa, característica del sur de España, recibe su maravilloso color rojo de los pimientos con los que se prepara. Es una gran favorita a la hora de comer papás bravas, bocadillos de pollo y ensaladas con carnes blancas. Necesitás:

  • 50 gramos de morrón verde.
  • 2 cucharadas de perejil.
  • Media taza de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  • 2 cucharadas de mix deshidratado sabor pimentón, ajo y cebolla.
  • Sal y pimienta al gusto.

Preparación: Pelá los ajos, cortalos en trozos muy pequeños y trituralos. Luego, cortá finamente los pimientos en brunoise y añadí todo a la mayonesa. Mezclá hasta obtener la consistencia deseada y condimentá al gusto con sal y pimienta.

#4. Dip de limón y queso parmesano

El toque ácido del limón y la robustez del parmesano hacen de este dip el acompañante ideal para las tostadas y las galletas de sabor ligero.  

  •  1 taza de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  •  1/2 taza de queso parmesano rallado.
  •  1 y 1/2 cucharadas de jugo de limón fresco.
  •  1 cucharadita de mostaza.
  •  1 cucharadita de salsa inglesa.
  •  2 dientes de ajo.
  •  Sal y pimienta al gusto.

Preparación: Triturá o cortá los ajos, luego de pelarlos, y mezclalos con el resto de los ingredientes en un recipiente adecuado hasta que se integren por completo. 

#5. Dip de aceitunas

Los amantes de las aceitunas no podrán dejar de probar este delicioso dip. Es perfecto para sumergir vegetales y  ademas es muy fácil de preparar. Ideal para prepararlo con aceitunas verdes o negras, pero su sabor es innegable.

  • 1/2 taza de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  • 1/2 taza de queso crema o crema de leche.
  • 1/2 cebolla pequeña.
  • Aceitunas a gusto.
  • Sal y pimienta al gusto.

Preparación: En un recipiente, combiná la mayonesa y el queso crema. Integrar ambos ingredientes con la ayuda de un batidor hasta obtener una textura homogénea. Cortá las aceitunas y la cebolla en trozos finos y añadilos a la mezcla. Por último, condimentá al gusto. Si lo preferís, podés utilizar aceitunas rellenas para darle un toque adicional de sabor al dip.

#6. Crema de panceta

El queso parmesano, la cebolla y los trocitos de panceta en este dip le dan una fusión de sabor y consistencia dinámica, ideal para comer en grupo y abrir el apetito entre conversaciones.  

  • 3 lonjas de panceta.
  • 1 taza de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  • 150 gramos de queso parmesano.
  • Cebolla y morrón al gusto.

Preparación: Cortá muy finamente la panceta, las cebollas y el morrón. Freí la panceta hasta que esté en el punto de tu preferencia y añadí la cebolla y el morrón. Sofreí y retirá del fuego. Añadí el queso y el resto de los ingredientes a la mayonesa y mezclá hasta que esté uniforme. 

#7. Dip de atún y cebollas

El atún es uno de esos pescados perfectos para comer como plato principal o preparar platos rapidos  como este dip. La cebolla picada le aporta una textura ideal, a la vez que complementa el sabor del atún. No puede faltar junto a una panera.

  • 200 gramos de atún.
  • 1/2 taza de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  • 1/2 cebolla pequeña.
  • 1 cucharadita de jugo de limón.
  • Sal al gusto.

Preparación: Picá la cebolla finamente y añadila al atún, la mayonesa y el jugo de limón en un recipiente. Mezclá todo para obtener una consistencia firme y condimentá con sal si considerás necesario.

#8. Crema de jamón y queso

Además de ser deliciosa y perfecta para acompañar bastoncitos crocantes en cualquier panera, este dip es una excelente forma de lidiar con los sobrantes de jamón en la cocina. 

  • 50 gramos de jamón.
  • 1/2 taza de Mayonesa Hellmann`s Suave.
  • 3/4 de taza de queso crema.
  • 1/2 cebolla pequeña.
  • 2 cucharadas de mostaza Dijon.
  • Cebolla verdeo al gusto.

Preparación: Cortá finamente el jamón, la cebolla y la cebolla verdeo y rehogar ligeramente. En un recipiente, mezclá la mayonesa y la mostaza Dijon hasta que se integren, y añadí el resto de los ingredientes. Si querés, podés añadir mozzarella rallado al dip para darle algo de consistencia y sabor adicional.

#9. Crema de ajo y cilantro

Bien conocida por muchos por su sencillez y sabor, la crema de ajo y cilantro podría considerarse como un clásico de la cultura dip y untable. Se puede usar para acompañar una increíble variedad de bocadillos, incluyendo grisines, empanadas, galletas o quesos.

  • 1/2 taza de Mayonesa Hellmann’s Suave.
  • Ajo, cilantro y sal al gusto.

Preparación: Licuá los ajos y el cilantro con la mayonesa hasta que se integren por completo. Añadí sal para complementar el sabor. Si lo deseás, podés triturar los ajos en lugar de licuarlos para añadir textura al dip.

#10. Dip de queso crema y ciboulette

El sabor intenso de la ciboulette complementa perfectamente la suavidad del queso crema. Añadí algo de mayonesa a la mezcla y tenés una consistencia cremosa, perfecta para comer con cualquier antojo.

  • 1/2 taza de Mayonesa Hellmann`s Suave.
  • 1/2 taza de queso crema.
  • Ciboulette y perejil.
  • Sal y pimienta al gusto.

Preparación: Mezclá la mayonesa y el queso crema en un recipiente y añadí la ciboulette y el perejil picados en trozos muy finos. Condimentá con sal y pimienta hasta obtener el sabor deseado. Si querés, podés añadir un poco de leche a la mezcla para variar la textura del dip.